Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Introducción

Habitualmente, las competiciones deportivas generan unos niveles de ansiedad y de angustia tan elevados que los procesos fisiológicos y cognitivos del atleta se ven en gran medida afectados, en ocasiones tan drásticamente que la propia ejecución deportiva se deteriora o se malogra.

Es lo que los entrenadores y deportistas llaman, pérdida de concentración, choque bajo presión o fallo en la consecución del nivel óptimo de tensión para la competición.

269271_10151572750533973_1790154410_n

Se trata de una desagradable y familiar experiencia para el deportista que se caracteriza por un preocupante aumento del ritmo cardíaco, una molesta sensación de sequedad en la boca, un mortificante nudo en el estómago, un ligero temblor muscular y, sobre todo, una tremenda incapacidad para fijar con claridad las ideas. De hecho, la frecuencia y la universalidad de estas experiencias han obligado a los expertos a plantearse seriamente si el atleta debe estar activado al máximo cuando ha de competir, si existe un estado intermedio ideal de tensión o si, por el contrario, es conveniente que se encuentre lo más relajado posible. Cuestiones que, en general, hacen referencia al tópico de la motivación y, en particular, al concepto de arousal.

El arousal (significa alerta o incremento de la atención en inglés) es un estado natural de activación, un estado natural de activación del organismo que en un individuo puede variar en un rasgo continuo que va desde el sueño profundo en uno de sus extremos (como un estado de coma) hasta el mayor grado de excitación en el otro (como un ataque de pánico).

Debemos, pues, entender el arousal como una función energizante que es responsable del aprovechamiento de los recursos del cuerpo cuando se han de llevar a cabo actividades vigorosas e intensas (Sage, 1984). Sin embargo, también es cierto que cuando los niveles de arousal llegan a ser excesivamente elevados, el deportista acostumbra a experimentar reacciones emocionales desagradables asociadas al sistema nervioso autónomo.

Es una reacción emocional muy poco adaptativa que comúnmente se denomina estrés o estado de ansiedad. Precisamente, ayudar a los deportistas a manejar el nivel de arousal de forma que no se convierta en ansiedad incontrolable es una de las preocupaciones prioritarias de los psicólogos del deporte. Ahora bien, es importante tener en mente que no se trata de fabricar personas sin emociones, sino de enseñar y aplicar una serie de técnicas psicológicas que pueden ayudar a los deportistas a controlar mejor los niveles de arousal y, por tanto, a manejar la ansiedad de una forma más efectiva. Así las cosas, antes de proceder al análisis de la relación entre el arousal y la ejecución deportiva, parece oportuno clarificar previamente la naturaleza y la génesis de tan singular constructo.

400502_198410546980449_643491439_n

Anuncios

5 pensamientos en “Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Introducción

  1. Pingback: Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Definición de arousal | ironcatblog

  2. Pingback: Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Medición del arousal | ironcatblog

  3. Pingback: Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Relación Arousal-Rendimiento deportivo | ironcatblog

  4. Pingback: Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte. Técnicas para el control de arousal | ironcatblog

  5. Pingback: Ansiedad, estrés y nivel de actuación en el deporte.Técnicas de control de los aspectos fisiológicos | ironcatblog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s